¿Tienes realmente conciencia de equipo?

Si en algún momento de tu vida has tenido la suerte de formar parte de un equipo genuino, valorarás la importancia y la belleza del trabajo en equipo.

Sin embargo, formar parte de un equipo de trabajo no significa que se esté actuando como tal. Muchas veces en los equipos se actúa más bien como un grupo, cada miembro se responsabiliza de una serie de tareas que son supervisadas y recopiladas por un responsable. Pero en un equipo las personas trabajan juntas con una meta en común y trabajando juntos obtienen mejores resultados que trabajando individualmente.

Un buen equipo no se consigue por casualidad. Hace falta implicación, esfuerzo, motivación, un buen liderazgo y tener conciencia de equipo. Este último factor es clave.

conciencia de equipo, trabajo en equipo, coaching de equipos, meta común

Pero ¿Qué es exactamente la Conciencia de Equipo? Imagina que formas parte de un equipo con un amplio conocimiento sobre aquello a lo que os dedicáis específicamente y además tenéis un conocimiento sobre vosotros mismos, es decir, sabéis qué personas se comportan de una u otra forma. Este conocimiento sobre vosotros mismos es vuestro nivel de conciencia sobre el equipo.

Esta información de la que sois conscientes podría estar simbolizada por la sala de una biblioteca. Os dejo una metáfora extraída del libro Coaching de Equipos de César Piqueras y Enric Arola y que para mí refleja de manera espectacular Qué es la conciencia de Equipo

“Un buen día invitáis a un curiosos forastero a visitar vuestra biblioteca (en la que está todo el conocimiento que tenéis sobre vosotros mismos). Es alguien que entiende de bibliotecas y de equipos y por lo tanto disfruta enormemente buceando entre volúmenes de libros llenos de conocimiento. Una tarde, buscando entre las diferentes estanterías, descubre una que está llena de polvo y pegada a una pared. Cuando toma uno de los libros allí depositados, ve que detrás del mismo emerge un haz de luz. Sorprendido, el forastero te llama a ti y a todo tu equipo.

Con la ayuda de todos, retiráis la pesada estantería y descubrís una pequeña puerta de madera que existía detrás de la estantería. Por su aspecto, parece que nadie había entrado nunca allí hace mucho tiempo. Por suerte, el cerrojo no está echado y se puede pasar a través de ella. El forastero os invita a pasar uno a uno y por último accede él. El equipo queda asombrado. Justo al lado de la sala en la que habéis estado toda la vida, hay otra sala adyacente, de un tamaño considerable y también llena de libros. Llena de conocimiento sobre vosotros mismos. Este hecho os hace sentir tremendamente bien, todos lo celebráis con distintos signos de alegría. Vuestro nivel de conciencia ha aumentado, gracias a esta nueva sala, ahora podréis conoceros todavía mejor como equipo, podréis tomar mejores decisiones. El equipo está sorprendido y de alguna forma agradecido al forastero que ha hecho posible este nuevo descubrimiento.

El forastero, sin embargo, lejos de embriagarse ante cualquier agradecimiento, advierte al equipo:

  • Si este conocimiento ha estado siempre a vuestra disposición, pero no lo habéis utilizado… ¿Imagináis cuánto conocimiento habrá todavía por descubrir entre estos muros? ¿Quién os puede asegurar que no hay más libros en otras salas escondidas de esta biblioteca? ¿Quién podría asegurar que no hay más bibliotecas que hablan sobre vosotros?

El equipo reacciona con muestras de incertidumbre. Si el forastero tiene razón, es posible que todavía les quede mucho por aprender sobre ellos mismos, es posible que sólo están conociendo únicamente la punta del iceber. A partir de entonces, todo el equipo decide que además de las tareas del día a día, dedicarán periódicamente distintos momentos a encontrar nuevo conocimiento sobre ellos mismos. Ya que este conocimiento puede estar tan escondido que sea necesario mucho tiempo e incluso varios intentos para descubrirlo realmente.

Conseguir que el equipo sea más consciente de sí mismo es el objetivo principal del Coaching de equipos. La conciencia de un equipo marca la capacidad del mismo para generar buenas opciones y tomar las mejores decisiones.

Y tú, ¿formas parte de un equipo de trabajo? ¿Cómo definirías a tu equipo? ¿En qué estadio consideras que está tu equipo?

¡ Déjanos tus comentarios! Queremos conocer tu equipo

2 comentarios en “¿Tienes realmente conciencia de equipo?

  • Noviembre 12, 2014 at 1:35 pm
    Permalink

    Muy interesante lo del trabajo en equipo, pero me parece que falta todavía mucha conciencia de lo que puede aportar al trabajo en general la utilización de las técnicas correctas. Hace falta que las empresas se mentalicen de que deben invertir en la gente para mejorar en todos los aspectos. Ánimo en tu cruzada.

    Reply
    • Noviembre 14, 2014 at 8:24 am
      Permalink

      Estoy de acuerdo contigo Julián, aún queda un largo camino por recorrer. Lo primero es que los directivos tomen conciencia de la importancia de innovar en la gestión de lo que es el valor más importante de una empresa, las personas que la forman. Los trabajadores son los primeros clientes de la empresa, clientes que deben estar satisfechos para sacar día a día lo mejor de sí mismos en el puesto de trabajo y vender con orgullo la marca de su empresa

      Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *